pareja

3 claves para que la convivencia con tu pareja funcione

¿Tú y tu pareja os mudáis y vais a empezar a convivir juntos? Quizás necesites estas 3 claves para que la convivencia con tu pareja funcione y empecéis con buen pie.

Tienes una relación perfecta, estáis ilusionados por empezar una nueva etapa y pasar más tiempo juntos. Todo pinta que va a ser la mejor etapa, la más independiente y probablemente la más feliz de tu vida. Parece idílico e incluso puede ser ideal convivir con tu pareja, pero es cierto que necesitarás estas 3 claves para que tu nueva etapa sea realmente ideal. Estas claves están apoyadas en la reciente investigación de la científica estadounidense Kristina S. Brown junto a su equipo.

Se consciente de vivir con tu pareja

Es muy importante tomar la decisión en el momento adecuado, ya que la convivencia no es la solución si no estás bien con tu pareja en estos momentos. Por ello, debéis ser conscientes de en qué momento estáis y hacía donde queréis partir. Si tenéis la idea de tener una convivencia pasajera o más bien a largo plazo. De igual forma, es necesario hablarlo para saber cómo organizar planes de futuro ya sean conjuntos o en relación a tus propios objetivos. Así como cuáles serán las vacaciones de qué forma se celebrarán, las relaciones sexuales o las noches de citas para dedicaros un tiempo juntas. De esta manera, tu mente no creará unas expectativas que después no puedan llegar a cumplirse por no haber dejado claro todo lo comentado. También es importante que cada uno tenga su espacio para poder estar sola sin que esto perjudique a la relación, todas las personas necesitan su espacio.

Anuncios

Organiza las tareas y la economía

Mudarse y dejar la casa de tus padres, tus antiguas compañeras de piso o incluso si vivías sola supone un cambio enorme para tu rutina diaria. Es por ello que es muy importante organizar tu nueva rutina con tu pareja y planificar las tareas para que quede claro que tiene que hacer cada uno y cuándo se debe hacer. Ya que, ahora pasaréis a ser compañeras de piso y cada una de las personas tienen sus formas de hacer las cosas así como sus momentos de desconectar y no hacer nada. Sería muy interesante dejar respondidas las siguientes preguntas: «¿Cómo divismos las tareas? ¿Quién prefiere cocinar y que tipo de comida estás acostumbrada a comer? ¿Cómo organiza cada una el ahorro y el gasto tanto de forma conjunta como de forma individual?». Son algunas de las cuestiones fundamentales para empezar la convivencia.

La comunicación en pareja es primordial

Puede que os haya ido genial respecto a la forma en la que os comunicáis entre vosotras, pero la convivencia conlleva un paso más. El contacto con la persona con la que ahora convives en mucho más habitual de lo que era antes. Es por esto que, aún dejando claro todo lo anterior, pueden surgir diferencias entre ambas en ciertos temas. Por lo que, es importante determinar un momento a lo largo del día en el que podáis dialogar tranquilamente y poder expresar lo que sentís o pensáis con total libertad. Ayudará a sentiros más cómodas a la hora de convivir y no crear una bola de nieve que vaya arrastrando todo lo que no expresas en un momento determinado. Además de todo esto, es necesario realizar chequeos cada cierto tiempo ya que las necesidades y objetivos de las personas van cambiando conforme va pasando el tiempo. Debéis tener una actitud proactiva para entenderos entre vosotros y no tener unas ideas fijas e uniformes. Esto hará que la relación se fortalezca y podáis tener debates sanos enfrentando ambas posturas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.